Haiku imaginado ¿si o no?

Preguntas y discusiones sobre haikus concretos o sobre la teorí­a del haiku en general
Avatar de Usuario
Mercedes Pérez
--------------------
Mensajes: 3387
Registrado: 06/Abr/2008 23:10
Ubicación: Villalba Madrid
Contactar:

Mensaje por Mercedes Pérez » 30/May/2008 13:01

Amigo Israel.
Quizá te sirva de algo lo que he encontrado respecto a esto que escribiste:

Israel dijo:

toda la noche
diciendo "cuco", "cuco",
y al fin ¡la aurora!

Chiyo-ni

Estos no me mueven en lo emocional, sólo en lo intelectual y seguramente por eso no los comprendo a fondo. Tal vez por falta de experiencia. Aún así reconozco su sabor de haiku y no dudo en que sean fruto de la experiencia de quien los compone. Son el tipo de haiku que me hace decir "hola amiga Chiyo-ni ¿por favor me puedes explicar qué estas diciendo? siento algo pero no sé qué es..."
No tengo duda en que son los haiku de los que más aprendo debido a las dudas que me generan. Los llamo “haikus sin piernas” por aquello de que “lo que no he pisado no sé si es duro o blando”.


Esta información está extraida del libro "El Zen y la cultura japonesa" de la editorial Paidós escrito por el Maestro Daisetz T. Suzuki. Espero que te aporte algo en tu camino.

Chiyo, la poetisa de haiku, queriendo mejorar su arte, llamó a un famoso maestro de haiku que visitaba en aquellos días el pueblo donde vivía.
Ella ya gozaba de cierta reputación entre sus amigos como una excepcional escritora de haiku. Pero Chiyo no se sentía satisfecha con una fama meramente local. Es mas, lo que realmente le impulsó a contactar con el poeta viajero era una pregunta sobre su propia actividad creativa. Quería saber en que consistía un haiku genuino, un haiku que realmente mereciese ese nombre, un haiku de auténtica inspiración poética. El maestro le dio un tema para que compusiese un haiku. Era uno convencional; "el cuco" (cuclillo). Es este un pájaro muy querido de los poetas japoneses de haiku y waka. Una característica especial de este pájaro es que canta toda la noche mientras vuela, y por esa razón es muy difícil oírle o verle volar.
...
Chiyo intentó numerosos haiku sobre el tema dado por su maestro, pero el los rechazo todos sistemáticamente como meramente conceptuales y no fieles al sentimiento. No sabia ya que decir, o como expresarse mas genuinamente.
Una noche, se quedo largo tiempo absorta en estos pensamientos de tal forma que no se dio cuenta de que amanecía ya, y que las paredes de papel habían comenzado a iluminarse débilmente. Y entonces el siguiente haiku se formo en su mente:

Hototogisu,
Hototogisu tote,
Akenikeri!

"cuco"
cuco toda la noche,
Y al fin, ¡La aurora!

Cuando se lo mostró al maestro, este lo aceptó de inmediato como uno de los mejores haiku escritos sobre el cuco. La razón era que el haiku comunicaba los auténticos sentimientos de su autora sobre el cuco y no había nada artificial o intelectualmente calculado en el. Es decir, no había un ego de parte de su autora que buscase su auto-glorificación. El haiku, como el Zen, aborrece el egoísmo en cualquiera de sus formas. El producto del arte debe estar libre de artificio o motivaciones de cualquier tipo. No debe existir ningún agente mediador entre la inspiración artística y la mente a la que llega. La inspiración es como la "música celestial" de Chuang-tzu (tien-lai). El artista debe prestar atención a la música celestial, no a la humana. Y cuando se tropiece con la inspiración, tiene que ser como un autómata sin interferencia humana. Dejemos que el Inconsciente se manifieste libremente, porque el Inconsciente es la zona donde los impulsos artísticos están a salvo del utilitarismo superficial de nuestras vidas. El Zen también habita ahí, y es por esto que el Zen puede ser de gran ayuda a todo tipo de artistas.
La larga meditación nocturna de Chiyo sobre el hototogisu le ayudo a abrir su Inconsciente. Lo que solía hacer antes de esta experiencia era pensar en el tema que emplearía luego al escribir un haiku. Es por ello que todos sus haiku estaban teñidos de una cierta artificialidad o astucia que nada tenían que ver con la poesía de forma estricta. Chiyo por primera vez se dio cuenta de que un haiku, en tanto en cuanto obra de creatividad poética, debía ser una expresión de sentimientos íntimos totalmente vacíos de ego."

Daisetz T. Suzuki, "Zen y Cultura Japonesa"



Con cariño y respeto

Mercedes :wink:
"Si supiera que el mundo se ha de acabar mañana, aún hoy plantaría un árbol" Martin Luther King Jr.


http://elreflejodeuzume.blogspot.com/
http://fotokotori.blogspot.com/

Avatar de Usuario
Cristian
--------------------
Mensajes: 410
Registrado: 07/Ene/2008 19:19
Ubicación: Oropesa del mar
Contactar:

Mensaje por Cristian » 31/May/2008 13:40

me sumo (más que nada porque demasiadas explicaciones matan la esencia, y demasiadas justificaciones acusan impostura y artificio) a la opinión de Eva Comas en cuanto a lo de que haiku es VIDA (excepto en lo de mil veces no; con un no digo yo que basta)

esa gota de agua
pesa más
que diez mil recuerdos

lo siento por los que viven en su mente y no salen afuera

el haiku no es una percepción que tenemos de algo, sino... lo siento, NO LO PUEDO EXPRESAR CON PALABRAS!

Pues bien, eso es haiku.

Y si no siempre se puede optar a escribir un soneto

saludos y salud!
Aunque los caminos trepan numerosos por el flanco de la colina, una sola luna ilumina el prado.

Responder